blog

La invasión de los residuos — 5

Por Matthieu Ricard el 19 de febrero de 2012

Fragmentos del prefacio de Matthieu Ricard a Didier Ruef ‟Reciclaje”
Egoísmo ciego
Imagen de un barco dañado en el que será necesario usar toda la potencia de los motores para bombear el agua fuera de sus agujeros. Cuando los pasajeros de primera clase quieren continuar utilizando el aire acondicionado y otras instalaciones, y cuando la única preocupación de los pasajeros de segunda clase es subir a la primera clase. Sin tardar, todos se hunden después de utilizar el aire acondicionado durante algunas horas más, en lugar de que todos se salven. En un barco convencional, el capitán toma todas las medidas necesarias para prevenir que el barco se hunda. Pero aquí, los pasajeros insisten en ser sus propios líderes y tomar sus propias decisiones.
image

El equilibrio de las fuerzas confrontado con problemas medioambientales y otros desafíos de la actualidad, nos recuerda a las tribus luchando por beneficiarse de un barco hundido, un bosque incendiado y una bomba de relojería.
Un grupo de investigación compuesto por ingenieros británicos ha asegurado recientemente que, suponiendo que todos los ingenieros en activo en el mundo se dedicaran a desarrollar tecnologías para producir energías renovables, dicho esfuerzo no sería suficiente para ralentizar el calentamiento global.

Un miembro de un partido verde británico explicó recientemente en el canal BBC que: "El problema del cambio climático reside en el hecho de que las personas que discuten a un nivel intelectual sobre sus soluciones viven en ciudades en las que todo es artificial. Estas personas no tienen la experiencia de los cambios que ocurren en la realidad. Miles de personas residen en hogares metropolitanos lejos de los ciclos naturales, y no son capaces de observar por ellos mismos los procesos involucrados. Sin embargo, si hablas con los miembros de una comunidad que vive en la selva tropical o con personas pobres que intentan cultivar grano en África, aseguran que el cambio climático es dramático, está ocurriendo muy rápido y tiene unas implicaciones muy serias para la naturaleza y sus formas de vida." Lo mismo se puede decir de la proliferación de residuos.

Los problemas globales sólo pueden tratarse por instituciones transnacionales. En un mundo global, las cabezas de estado deben tener el papel de gobernadores de provincia que administran asuntos locales y delegan en autoridades transnacionales el destino del planeta.

(continuará)